El olvido

Por GERMÁN A. OSSA E.

Dice Wikipedia: “El olvido que seremos” es una película dramática de 2020, dirigida por el español Fernando Trueba y basada en la novela homónima del colombiano Héctor Abad Faciolince. La película fue incluida dentro de la selección oficial del Festival de Cannes 2020, festival aplazado debido a la pandemia de enfermedad por coronavirus de 2020 en Francia. Finalmente, la cinta clausuró, fuera de concurso, la Sección Oficial de la sexagésimo octava edición del Festival de San Sebastián.

Esta película ha sido ganadora del premio al mejor filme del Festival Cine Horizontes en Marsella (Francia), en enero de 2021 y fue galardonada con un Premio Goya en la categoría de mejor película iberoamericana en marzo de 2021. ​

Argumento

La cinta se ambienta durante la violencia que vivió Colombia en los años 80 y buena parte de los 90, época de los grandes capos de la droga, cuando reinaba la violencia ciega y fanática y cubría de sangre la ciudad de Medellín. Esa época nos sirve como telón de fondo para contarnos la vida de Héctor Abad Gómez desde la visión amorosa y orgullosa de su hijo Héctor Abad Faciolince, como una especie de homenaje a su padre ya fallecido, mostrándonos el amor incondicional de un padre a un hijo y viceversa, como un vínculo casi sobrenatural que liga a los implicados en un contrato que sólo se rompe con la muerte de uno de ellos. Es un amor que crece con los años entre su padre y él, convirtiéndose en una narración que trae a colación la vida, obra y muerte de su padre, del dolor profundo que le causó un país que se hundía en la más negra de sus horas, violentando y masacrando a todo aquel que diera su voz de protesta.

¿CINE COLOMBIANO?

Hasta aquí todo bien, muy bonito. Bien por el padre del escritor y bien por Héctor Abad Faciolince, el escritor que ha sabido contar en sus libros, muchas cosas, hasta el de sus notas diarias de desvelo que nos ha enterado de sus vidas en nuestra tierra y por fuera de ella, pues hasta nos puso a leer su diario oficial e íntimo, metiéndonos en su vida que no sé si eso sirve para mucho o para nada, pero que devela un arsenal de verdades vividas desde el antes y hasta el después del asesinato de su padre, que en cierta forma nos contextualiza.

Pero vamos al grano. Yo siempre he pensado que una película es de un país, cuando el talento, la plata con la que se hace y hasta el idioma tratado en ella y el equipo técnico, su realizador y sus paisajes y ambientes, son de este o aquel territorio patrio. Pero aunque muchas cosas en “El Olvido que seremos” tienen su acento colombiano y mucha de la plata invertida en ella (casi toda), algunos paisajes y locaciones, algunos actores y técnicos; nos  presenta a dos de los personajes más importantes, esos que casi determinan la nacionalidad de una película en concreto, que son dos extraordinarios talentos, españoles de pura cepa, que le dan un impresionante peso específico a dicha realización y son determinantes para permitirle en un muy alto porcentaje su verdadero valor, un potentísimo peso específico. Se trata de ese Javier Cámara, un extraordinario actor que hace el bellísimo y perfecto papel del Dr. Héctor Abad Gómez, personaje en el que gira toda la historia y el que le hace doler el corazón a los espectadores, cuando recibe de un par de sicarios, un puñado de disparos que lo obligan a quedar tendido en el suelo para siempre. Actor que ha merecido entre otros premios,  Mejor actor revelación        “Torrente, el brazo tonto de la ley”        , Nominado (1998);      Mejor interpretación masculina protagonista        “Hable con ella” Nominado (2002);   Mejor interpretación masculina protagonista          “Torremolinos 73”, Nominado (2003);   Mejor interpretación masculina de reparto       “La vida secreta de las palabras”, Nominado (2005);      Mejor interpretación masculina protagonista        “Fuera de carta”,      Nominado (2008);   Mejor interpretación masculina protagonista    “Vivir es fácil con los ojos cerrados”,     Ganador (2013);          Mejor interpretación masculina de reparto   “Truman”          Ganador (2015) y     Mejor interpretación masculina protagonista de          “Sentimental”,         Nominado(2021);  y el otro, su realizador, Don Fernando Trueba, ese extraordinario artista, también español, que ha hecho entre otras películas: “A contratiempo” (1982); “El año de las luces”; “Belle Époque”; “Calle 54”“Chico y Rita”;

“El artista y la modelo”; “El baile de la Victoria”; “El embrujo de Shanghai” (2002); “El milagro de Candeal”; “El sueño del mono loco”; “La reina de España”; “La niña de tus ojos”; “El olvido que seremos”; “Ópera prima”; “Sal gorda”; “Sé infiel y no mires con quién” y “Two Much”, que le han permitido ganar  importantísimos premios, tales como un puñado grande de Goyas de España, el Óscar de Hollywood y hasta Gramys….e infinidad de premios en Europa y otros continentes…

Todo esto me obliga a preguntarme varias cosas: ¿No existe en Colombia un actor que hubiera hecho ese papel de Don Héctor Abad con decoro?, ¿ni tampoco existe en Colombia un realizador que hubiera podido contar tan bien o mejor, esta historia y que nos hubiera podido llegar al alma como la película que vimos?

“El olvido que seremos” ha ganado un montón de premios y puede seguir haciéndolo, pero ese sinsabor que se siente, al reconocer que esas dos personas claves en su realización, el actor principal y su director, son españoles y de muchísimo prestigio y de sobrada calidad, no me deja tranquilo para otorgar ese reconocimiento como película colombiana.

Sigo con la duda.